Ventajas del dropshipping: gestionar una tienda sin stocks

Actualizado el 13 de mayo de 2021

¿Habías escuchado hablar de la técnica del dropshipping? Puedes vender productos en tu propia tienda en línea sin necesidad de disponer de un stock físico. A continuación te explicamos en qué consiste y sus ventajas frente a otros modelos de negocio.

 

¿Qué es el dropshipping?

El dropshipping consiste en elegir uno o varios productos populares y construir una tienda online para venderlos sin necesidad de tener inventario físico. El truco del dropshipping es emplear almacenes o vendedores que te proporcionan esos productos y que también se encargan del proceso de envío y entrega.

Una de las opciones más comunes a la hora de montar una tienda de dropshipping es elegir un gran marketplace que haga de proveedor, como Aliexpress.

El proceso de venta es muy sencillo:

  • Tu cliente hace un pedido desde tu tienda, deja sus datos y paga el producto y el envío.
  • Tú procesas ese pedido en la tienda de tu proveedor, indicando los datos del cliente.
  • Pagas ese pedido. El precio al que vendes tus productos es mayor que el de tu proveedor. Así es como obtienes tus beneficios.
  • El proveedor o marketplace de origen se encarga de procesar el pedido, enviarlo y entregarlo.

 

Ventajas del dropshipping

El modelo de negocio en el que se basa el dropshipping resulta ventajoso si lo comparamos con la gestión de una tienda online clásica:

  • La principal ventaja es la inexistencia de stock. No necesitas manejar un inventario físico de productos. Los productos los tienen en tu almacén o el vendedor de origen.
  • Si el producto que has elegido para vender no funciona o no te ofrece grandes beneficios, puedes cambiar de producto cuando quieras, sin necesidad de liquidar stock.
  • El coste de inversión inicial para montar una tienda de dropshipping no es muy elevado y no necesitas comprar los artículos al proveedor.
  • Te puedes centrar en la atención al cliente y en ofrecer productos con todo lujo de detalles.
  • No necesitas tantos recursos como para manejar una tienda online tradicional.
  • Con una tienda de dropshipping no necesitas hacer envíos, los envíos los hace tu vendedor de origen.
  • El catálogo de productos aptos para el dropshipping es enorme.
  • Puedes vender a clientes de cualquier parte del mundo, siempre y cuando tu vendedor de origen haga envíos a todos los países.

 

Elementos básicos para montar una tienda de dropshipping

Ahora que ya conoces las ventajas del dropshipping, seguro que quieres saber qué necesitas para empezar:

  • Una página web, con dominio personalizado y logo. Shopify ofrece muchas facilidades a la hora de crear tu tienda, hosting y plataforma de cobros incluidos. Esta será tu pequeña inversión inicial.
  • Elegir el producto que vas a vender. Tiene que ser un producto popular.
  • Elegir tu proveedor. Aliexpress por ejemplo.
  • Realiza una campaña de promoción de tu producto en redes sociales para llegar a más clientes.

Con estos 4 elementos tendrás la base para comenzar a vender mediante la técnica del dropshipping.